Eva Villamar

EN UNA BODA, NOVIA NO HAY MÁS QUE UNA

Es cierto, las normas de protocolo en las Bodas se han relajado con los nuevos tiempos. Afortunadamente, en algunos casos, y muy tristemente, en otros. Hablemos de esos otros. Por supuesto que parto de la premisa de que son despistes, despistes estéticos (quiero pensarlo, porque de lo contrario, podría ser el comienzo de una historia de terror más que de una Boda). En cualquier caso esos despistes estéticos bien merecen una revisión y, en casos contados, un buen tirón de orejas. Entre los asistentes masculinos pueden surgir sorprendentes estilismos, pero poco atrevimiento más allá de subir demasiado el bajo del pantalón en ausencia de calcetines (sigo sin entenderlo), o llevar el tupé de varios pisos de altura (tampoco lo entiendo). Nada que le afecte a la Novia directamente. Pero en caso de las asistentes femeninas la cosa cambia, quizá porque el abanico de posibilidades a la hora de elegir atuendo, peinado, calzado, etc., se multiplican y porque aquí sí, aquí los errores o meteduras de pata pueden afectar a la Novia directamente y eso no está bien, señoras, no señor. Así que mis queridas madres, madrinas, hermanas, invitadas, vecinas de patio, curiosas varias, primas lejanas, la tía Paqui y todo su séquito, os quiero a todas sentaditas y leyendo, porque mi objetivo es ver a Novias rebosantes de felicidad, porque en una Boda, Novia no hay más que una. ¡Tomen nota señoras!

Boda 05

EL COLOR BLANCO ES PARA LA NOVIA. Parece mentira que haya que explicar esto, pero si, creedme, es necesario. Es cierto que algunos vestidos de Novia son de colores: rojo, azul, verde, el que sea, pero la realidad es que la inmensa mayoría de las novias se casan de blanco en todas sus variantes, más roto, más rosado, más marfil, pero es blanco. Bien, la regla es muy simple, tú, mujer que vas asistir a esa Boda maravillosa, lo sabes, así que tienes a tu disposición los infinitos colores que Pantone tiene a bien crear sin caer en el blanco, será por colores. El pecado roza merecer una sentencia a cadena perpetua cuando quién va de blanco va a estar en la mesa principal, al lado de la Novia y de blanco, no hay gafas de sol capaces de arreglar esa ofensa a la vista. Con menos han escrito guiones de películas en Hollywood. De verdad que no, el blanco es solo para el Vestido de Novia, es el color de la Novia, y lo será toda la vida.

Boda 04

MENOS ES MÁS, SIEMPRE. El famoso síndrome “árbol de Navidad” existe, es una realidad que no consigo comprender y que veo en revistas, en fotografías y no deja de asombrarme. De verdad que no consigues nada, como invitada a una Boda, cargando con todo accesorio existente en el mercado, luciendo al mismo tiempo todas las tendencias juntas, haciendo sitio en tu cuerpo para cuanto accesoria pueda haber, colocarte el tocado más grande, con toda la artillería sobre tus hombros, de verdad que no. Lo único que vas a conseguir es pasar calor y estar incómoda. Es cierto que cada cual ha de expresar su criterio estético como quiera, soy una firme defensora de la libertad, ya lo sabéis, pero en una Boda la única que tiene que llamar la atención es la Novia. Y este es el mensaje, no te casa tú, se casa ella. Moderación y buen gusto, por favor. Esto no significa renunciar al color, o a estilismos osados, soy la primera en aplaudirlos cuando encajan, cuando la mujer lleva el vestido y no al revés. Además, si quieres estar radiante, de verdad que casi siempre la sencillez y la elegancia van de la mano. Estarás fabulosa en las Fotografías de la Boda con un look adecuado a tu estilo y a tu figura, al lado de una Novia sonriente y agradecida porque has sabido estar en tu sitio y a su lado. Por cierto, el Novio también será feliz.

Boda 03

NO COPIES A LA NOVIA. Por supuesto que la mayoría de invitadas no saben el estilismo de la Novia, lo que puede llevar a ciertas similitudes en el peinado, en el tocado, etc. Por esa razón, este punto va dirigido al círculo cercano a la Novia, a esas mujeres, si, a vosotras, que si conocéis cada detalle, que la acompañáis a las pruebas y habéis visto cada complemento y cada accesorio. Repite conmigo: no copiaré a la Novia, por muchas ganas que tenga de llevar trenzas y de ser “Madre de Dragones” por un día, si la Novia lleva su peinado con trenzados, pues me como mis ganas y ya habrá otra ocasión; no llevaré tocado de flores naturales si la Novia ha elegido ese tipo de tocado para su Boda, porque se comportarme y es más importante su cabeza que la mía, no me compraré los mismos zapatos que la Novia, por mucho que imagine que si los llevo puestos ese día aparecerá “Mr. Big” de la nada a rescatarme a lomos de su limusina, porque la excusa de que a la Novia no se le ven los pies con el vestido no sirve, es trampa y además es mentira. En definitiva, serás una niña-señorita-señora buena y sabrás respetar y querer mucho muchísimo a la Novia, porque es su día y tú mejor que nadie has sido testigo de su sudor y sus lágrimas a lo largo del camino hasta el altar. A la Novia no se la copia y punto.

Boda 07

LA NOVIA NO VA A QUEJARSE. No me sirve la excusa de que “no me dijo que le pareciera mal”, no me sirve. Piensa en la cantidad de cosas y de nervios que una Novia tiene en su linda cabecita, como para ocuparse de tu estilismo, bastante tiene con el suyo. Que no se queje no significa que no le moleste, solo que no quiere pasarlo mal ni por un segundo el día de su Boda. Pero ponte en su piel, no es tan complicado, ¿cómo te sentaría, si fueras la Novia, ver entrar a la madrina de tu Boda vestida de blanco?, por ejemplo o, ¿cómo te sentaría ver a tu mejor amiga, el día de tu Boda, con el mismo color de labios que el tuyo, cuando lo compró contigo? Verdad que no es necesario explicar que ese tipo de comportamientos estéticos o, mejor dicho, antiestéticos no están bien, no son adecuados y además hacen pupa. Pues lo dicho. Tienes que cuidar de la Novia, es su día, el día de su Boda, meses de preparación, tableros interminables de Pinterest, nervios e inseguridades. No puedes robarle su momento, el mágico momento en el que entra del brazo del padrino sintiendo que el suelo desaparece bajo sus pies, viendo como todas las piezas encajan, ya sin nervios, muy emocionada, feliz y bellísima. No puedes robarle ese momento, el momento de sentirse la mujer más especial sobre la faz de la tierra. No puedes robarle la sonrisa a una Novia.

Eva Villamar – Maquilladora profesional

Boda 08

(Fantásticas Fotografías de EMOVERE STUDIOS – Fotógrafos de Boda)

Te recomiendo veas estos Post!!!

Tu boda y los 10 primeros pasos

Tu Boda y los 10 primeros pasos

Desde el preciso instante en el que tomáis la decisión de celebrar vuestro amor, ese instante en el que la palabra Boda os pertenece y ya no es extraña sino vuestra, desde ese momento comienzan a surgir decenas de preguntas, dudas, interrogantes y temores, porque no es sencillo materializar tantos…

Pelo

En cuanto me case me corto el pelo

Incontables han sido las ocasiones en las que he escuchado esta frase: “en cuanto me case me corto el pelo”. Si se trata de darte el gusto, de cambiar de aires después de tu Boda, me parece perfecto. Pero si esa frase viene motivada porque has estado meses y meses dejando crecer una melena que, en…

El lugar de celebración de tu boda

Ya estamos aquí. Ya has marcado la fecha en el calendario. Tu lista de invitados está cerrada, salvo imprevistos de última hora, que los habrá, recuerda no perder la calma. Has elegido ciudad, esa tan especial que será el marco perfecto. Pues ya estamos aquí, si aquí, en el Lugar de tu Boda. Qué te…

novia-piel-02

Una novia y su piel

Como Maquilladora Profesional noto al momento cuando una piel recibe cuidados y cuando es ignorada por completo. Para el día de tu Boda quieres lucir radiante y lo más natural posible, sobre todo el acabado de la piel, eso comienza tiempo antes de los pinceles y no solo afecta a la piel de tu…

¿Has visto ya los reportajes de boda de Emovere Studios?

Un pequeño resumen del trabajo realizado los fotógrafos de Emovere Studios

Fotógrafos de boda. (A Coruña)

Solicita más info sobre nuestros reportajes de boda